Del caos del 19/S emergió una peculiar forma de comunicación