Tigres y Monterrey, los planteles más poderosos