Sociedad y Justicia
Ver día anteriorJueves 11 de marzo de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Experto pondera la importancia de este instrumento, iniciativa de una agrupación civil

El sistema de alarma sísmica del DF, herramienta valiosa que requiere apoyo

Provee más de un minuto de alerta previa sobre terremotos originados en la costa de Guerrero

Emir Olivares Alonso
 
Periódico La Jornada
Jueves 11 de marzo de 2010, p. 39

El sistema de alarma sísmica (SAS) que funciona en la ciudad de México es una herramienta que necesita mucho más apoyo, porque es un hecho que salva muchas vidas, aseguró Arturo Iglesias Mendoza, investigador del Instituto de Geofísica de la UNAM.

Si bien considera que los algoritmos de medición de magnitud utilizados para estos eventos no son los más adecuados, el SAS –que comenzó a operar desde 1994– es una buena opción para prevenir a la población sobre un posible desastre.

El sistema, explicó, es iniciativa de una agrupación civil y en la práctica financiada en sus proyectos por el Gobierno del Distrito Federal. Detecta los terremotos con epicentro en Guerrero y da a la ciudadanía más de un minuto para actuar, por lo que exhortó a empresarios, autoridades gubernamentales, fundaciones y a la sociedad en general a invertir en este tipo de proyectos.

Hacen un trabajo casi heroico, desde 1994 tienen prácticamente los mismos sistemas de comunicación. Transmiten su alerta a través de ondas de radio, algo muy ingenioso para esa época pero que puede mejorarse actualmente con las nuevas tecnologías.

Iglesias dijo que si se tuvieran mayores recursos para el SAS, éste podría extenderse a más puntos sísmicos del país y modernizarse. Actualmente este equipo sólo detecta los sismos producidos en las costas de Guerrero, porque es ahí donde se localizan los instrumentos.

Sería conveniente que a escala nacional tuviéramos un sistema similar (en todos los puntos de riesgo). Se crearía un sistema de alerta temprana para muchos de los temblores que podrían afectar las ciudades importantes del centro de México. El que no lo hagamos representa un desperdicio. En ninguna parte del mundo pueden tener 60 segundos o más como lo tenemos nosotros.

Aseguró que si en el sismo que azotó el Distrito Federal el 19 de septiembre de 1985 se hubiera contado con un sistema de alarma nos habría dado un minuto y hasta minuto y medio para tomar acciones.

Iglesias subrayó que no pido dinero o apoyo para mí. Vale la pena que como sociedad impulsemos estas iniciativas, que se discutan. He sido muy crítico con la parte de determinación del algoritmo de magnitud y se puede discutir. Lo fundamental es que haya presupuesto, porque va a salvar vidas.