Economía
Ver día anteriorLunes 28 de mayo de 2018Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Todos los participantes debemos seguir reglas básicas: director

Compartamos anticipa que baje a 10 número de microfinancieras

Indica que hay esfuerzos de consolidación con mejor atención al cliente

Roberto González Amador
 
Periódico La Jornada
Lunes 28 de mayo de 2018, p. 23

La industria de microfinanzas en México vive un proceso de consolidación. Enfocada a ofrecer servicios financieros a personas no atendidas por la banca tradicional, el número de entidades que participan en ella se reducirá a una decena, anticipó Patricio Diez de Bonilla, director del Banco Compartamos, la de mayor tamaño en ese sector.

Sí, creo que vamos a ser un número limitado de participantes en este negocio, quizá 10 jugadores, señaló en entrevista con La Jornada.

La red Prodesarrollo, que reúne a prestadores de servicios financieros –crédito, ahorro y seguros– a personas en la base de la pirámide del ingreso que son propietarias de un pequeño negocio, tiene registradas a 83 financieras que atienden a 7.17 millones de usuarios. Entre ellas está Compartamos, que opera como banco desde 2006.

Hay esfuerzos de consolidación de los mejores modelos de atención al cliente, añadió Diez de Bonilla.

Este es un negocio de escalar y bajar los costos de los servicios financieros y sólo es posible para compañías que generen volumen de clientes y cuenten con recursos para hacer las inversiones que permitan, precisamente, bajar costos, agregó.

El sector de microfinanzas ha experimentado un reordenamiento en los años recientes, que se aceleró con la reforma financiera de 2014, apuntó. Se ha fortalecido mucho el manejo de los burós de crédito. En el pasado había diferentes burós que no intercambiaban información. Hoy se puede saber si una persona tiene deudas más allá de su capacidad de pago.

Foto
Patricio Diez de Bonilla, director del Banco Compartamos, señaló que en la industria de microfinanzas todavía hay oferta, en pequeña escala, de jugadores informalesFoto La Jornada

Por supuesto que no es perfecto lo que hay porque sigue habiendo una gran oferta, en pequeña escala, de jugadores informales. Con el tiempo eso tendrá que irse formalizando, añadió.

–¿Cree que todos los participantes en la industria de microfinanzas deben ser regulados por la autoridad?

–Todos en este segmento debemos seguir reglas básicas, de reporte a los burós de crédito, mecanismos de protección al cliente para que tenga forma de presentar una queja si no recibe un producto satisfactorio. Ser empresas formales, transparentes y rentables nos abre fuentes de financiamiento.

Hacia adelante debemos tener una industria bien regulada, que siga las mejores prácticas internacionales porque cuando no hay regulación se abre la puerta a prestamistas locales que financian a tasas muy altas y con mecanismos de cobranza que no son idóneos, enfatizó.