Capital
Ver día anteriorLunes 23 de marzo de 2009Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Destaca el caso de Tláhuac, donde la gente cumple con la recolección diferenciada

Sólo cinco delegaciones llevan a cabo la separación de residuos sólidos

La Benito Juárez ni siquiera entrega la poda de sus parques: subdirector de reciclaje

Bertha Teresa Ramírez
 
Periódico La Jornada
Lunes 23 de marzo de 2009, p. 35

La basura orgánica puede tener el mejor de los fines al ser transformada en composta para nutrir suelo de huertos urbanos, en los que familias de bajos recursos cultivan hortalizas de buena calidad; además de que abona espacios públicos, como parques, jardines o camellones. El tratamiento de estos desperdicios también contribuye en la disminución de desechos sólidos que tienen como destino el Relleno Sanitario del Bordo Poniente.

Sin embargo este proceso es todavía incipiente ya que a casi un lustro de la entrada en vigor de la ley de separación de residuos sólidos, sólo cinco de las 16 delegaciones aplican programas para la separación de desperdicios, señaló el subdirector de Reciclaje de la Dirección General de Servicios Urbanos del gobierno capitalino, Ricardo Estrada Muñoz.

Dichas demarcaciones son Tláhuac, Azcapotzalco, Miguel Hidalgo, Venustiano Carranza e Iztapalapa; pero destaca la primera, ya que en 30 por ciento de las colonias de la demarcación los habitantes separan los residuos orgánicos de los inorgánicos y los depositan lunes y jueves en las unidades recolectoras.

La demarcación destaca también porque los residuos orgánicos que se separan tienen un porcentaje muy alto de limpieza, ya que están libres de desechos inorgánicos en 98 por ciento, indicó Estrada Muñoz.

Además, es la demarcación donde la gente ha respondido mejor a la recolección diferenciada, a pesar de que no cuenta con unidades especiales para este fin. Durante un recorrido se pudo observar que los colonos no utilizan bolsas de plástico para contener su basura orgánica, y lo que hacen es lavar los botes para mantener la higiene.

En el resto de las delegaciones donde se ha puesto en marcha la separación de residuos sólidos, el programa ha tenido altas y bajas. Iztapalapa, por ejemplo, cuenta con 60 vehículos de doble compartimiento, debido a ello debería ser un ejemplo en separación de residuos, sin embargo esto no es así, agregó el funcionario.

Foto
Uno de los huertos que se cultivan en Tláhuac y que son abonados con composta hecha de basura procesadaFoto Roberto García Ortiz

En tanto, la delegación Miguel Hidalgo está repuntando el programa; en Azcapotzalco ha decrecido, aunque se mantiene, y Venustiano Carranza lo aplica sólo para los centros de abasto, como los mercados de La Merced y el de Sonora, lo cual es más fácil que la recolección diferenciada domiciliaria de los desechos sólidos, señaló.

Las delegaciones que no han puesto en marcha el programa participan muy poco en la recolección separada de los desechos. Benito Juárez, por ejemplo, no está haciendo nada, ni siquiera nos entrega la poda de sus parques ni los desechos de sus mercados, indicó el funcionario del gobierno capitalino.

Respecto de las causas por las que la mayoría de las demarcaciones no han aplicado el programa, indicó que esto se debe a la falta de coordinación por parte de los operadores de las unidades de transferencia en cada delegación, pues son ellos los encargados de la recolección domiciliaria, y deberían ejercer el control de sus operadores.

Durante un recorrido se pudo apreciar a un equipo de supervisores que verifican que los camiones lleven a cabo la recolección diferenciada; este personal explicó que al arranque del programa orientaron a los vecinos acerca de cómo hacer la separación de su basura.

El coordinador social de la Comisión de Residuos Sólidos, Arnold Ricalde, dijo que cada día la ciudad obtiene 100 toneladas de residuos orgánicos de las cinco delegaciones que aplican la separación de desechos, material que es tratado en la planta de composta del Bordo Poniente. Así, los residuos se transforman en solución, pues se convierten en abono para restaurar el suelo.

La Unidad Habitacional Cananea, ubicada en los límites de Iztapalapa con Tláhuac, cuenta con un Programa de Huertos Urbanos, donde se aprovecha parte de la composta que se procesa tras la recolección de los desechos orgánicos en Tláhuac.

Añadir un comentario