Política
Ver día anteriorMiércoles 26 de agosto de 2009Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

En el de historia para sexto grado se añaden seis hombres y un mamut a El paso de Bering

Ilustraciones y datos alterados, otras fallas en textos gratuitos

Se dice que la isla de Java está en Oceanía, cuando se encuentra en Asia: Sánchez Cervantes

Karina Avilés
 
Periódico La Jornada
Miércoles 26 de agosto de 2009, p. 5

En el libro de historia para sexto grado, de la Reforma Integral de la Educación Básica (RIEB), la Secretaría de Educación Pública (SEP) no sólo mutila la Conquista y la Colonia, sino incluso altera la ilustración de la obra El paso de Bering, del reconocido artista plástico y museógrafo Iker Larrauri, a la que se le añaden un mamut y seis hombres que están a la caza del animal, mismos que no aparecen en el acrílico original.

Así, la afamada obra que se encuentra en la sala Poblamiento de América, del Museo Nacional de Antropología e Historia, aparece absolutamente modificada en la ilustración del libro de texto gratuito que se encuentra en la página 24, y en una más pequeña en la página 16.

En entrevista con este diario, el experto en historia Alberto Sánchez Cervantes, quien cuenta con 25 años de experiencia, además de combinar la docencia y la investigación sobre la enseñanza de esta área del conocimiento, detectó errores hasta de ubicación geográfica en dicho título. Por ejemplo, en la página 20 se establece que la isla de Java se encuentra en Oceanía, cuando en realidad está ubicada en Indonesia, esto es, en Asia.

Lo anterior es otro de los tantos errores que se pueden observar en el citado volumen, por lo que el experto enfatizó que a la dependencia educativa no le queda otra salida más que la suspensión inmediata y el retiro de los nuevos libros de la reforma educativa.

Por otro lado, dijo Sánchez Cervantes, lo que ha hecho la SEP no es la mejor manera de reivindicar la historia en un momento en que “estamos a punto de festejar dos acontecimientos como el bicentenario de la Independencia y el centenario de la Revolución Mexicana. Además de los errores y las deficiencias, los libros comunican una idea que no se apega a la verdad.

La Secretaría de Educación Pública no sólo altera una obra de arte, lo que puede ameritar algún tipo de penalización, sino que comete la falla de comunicar una idea errónea, pues el mural de Larrauri se refiere a una de las teorías que explican la llegada de los primeros pobladores al continente americano, hace unos 40 mil años, procedentes de Asia, para lo cual atravesaron el Estrecho de Bering.

Sin embargo, agregó, la ilustración modificada se introduce en una temporalidad que la sitúa entre un millón 500 mil años y 130 mil, lo cual también es erróneo. Y en relación con la alteración digital de la obra, a la que en realidad se le añade todo un escenario distinto al original de Larrauri, señaló que es inadmisible porque sería tanto como si a un mural de Diego Rivera a alguien se le ocurriera poner un personaje que el autor no contempló. No existe justificación alguna, ni siquiera con fines didácticos, porque es obvio que no los tiene por lo antes señalado.

Por otro lado, enfatizó que en el citado volumen se pierde la oportunidad de que los niños de sexto de primaria comprendan la consecuencia más importante de la expansión europea de los siglos XV y XVI, que es entre otros la Conquista y la expoliación de los territorios descubiertos. Nada justifica, añadió, que la Conquista y la Colonia se revisen o no en otros grados, pues como se sabe, los niños tienen distintos referentes en cada nivel escolar. Nos guste o no, es una mutilación injustificable.

La visión que prevalece en el texto es la de reducir la historia a un recuento de acontecimientos aislados e inconexos entre sí: Se optó por la incorporación de múltiples datos. Por ejemplo, en las páginas 20 y 21 del libro, en lugar de que los niños logren comprender el proceso de evolución y cómo lograron sobrevivir los homínidos, se pone énfasis en los nombres, la talla y los años en que vivieron. En lugar de comprender lo que sucedió y por qué, lo importante será aprenderse los datos de la lección.

Otra cuestión es que en la página 4 se pegó un párrafo que indudablemente corresponde a otro libro, porque nada tiene que ver con los contenidos de sexto grado: este libro tiene la finalidad de que investigues y conozcas por qué se celebran distintas efemérides..., pese a que estas últimas no existen en el volumen.

Expresó que los nombres de los bloques tampoco coinciden con los del programa de estudios. Y para terminar, en algunas partes la sintaxis o la expresión correcta de las ideas es deplorable.

Por ejemplo: Gracias a los avances científicos y tecnológicos se construyeron sistemas hidráulicos para regar las tierras sin inundarlas, aprovechando así el desbordamiento de los ríos. De este modo, resume Sánchez Cervantes, son los peores libros de historia.