Política
Ver día anteriorLunes 28 de febrero de 2011Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
Mitin contra la ola de violencia
Víctor Ballinas
 
Periódico La Jornada
Lunes 28 de febrero de 2011, p. 14

Alrededor de mil personas participaron en el mitin No más sangre. En el acto, Rafael Barajas, El Fisgón, destacó a los asistentes: dicen (quienes nos critican) que la campaña Basta de sangre busca encubrir a los delincuentes y que pedimos que el gobierno negocie con el crimen organizado. Por supuesto que ese no es el sentido. Esta campaña está dirigida al Estado, que tiene la obligación de dar seguridad a la población.

El Fisgón, agregó: “en 2007 hubo en el país 2 mil 673 ejecuciones; en 2008, 5 mil 630; en 2009, 7 mil 724; en 2010, 15 mil 273. Entre diciembre de 2006 y lo que va de 2011 se tiene el registro de 17 mil levantones (personas secuestradas y desaparecidas). La Comisión Nacional de los Derechos Humanos documentó que entre abril y septiembre de 2010 ocurrieron en el país 214 secuestros masivos de migrantes, que representan a un total de 11 mil 333 víctimas”.

Todo ello se debe, explicó ante los asistentes a la protesta, porque hay omisiones graves en el plan del presidente Felipe Calderón para combatir al crimen organizado: lanzó su plan sin contar con una policía que estuviera preparada; no se persigue a quienes lavan dinero en el país, incluso funcionarios, no se investiga.

Foto
En un momento de la manifestación todos los asistentes se tiraron al piso simulando estar muertosFoto Cristina Rodríguez

El caricaturista de La Jornada abundó: “Calderón lanzó su plan contra el crimen organizado sin estar preparado, dicen los cables de Wikileaks que fue por su debilidad, ya que necesitaba ganar respaldo”.

José Hernández, también monero de este diario, dijo que “los asesores de Felipe Calderón prepararon la guerra contra el narcotráfico, basados en tres conceptos: ‘que los narcos son enemigos de México, que merecen morir y que quien no esté de acuerdo con ello, respaldan al narco’. Todo ello es falso, lo único que hacen es fomentar el odio, buscan dividir a la sociedad y descalificar cualquier tipo de crítica”.

Los asistentes, cuya gran mayoría vestía playeras blancas con la leyenda No más sangre, se tiraron en la explanada del Monumento a la Revolución para simular que estaban muertos. Un minuto permanecieron en el piso y en silencio. Después, ya de pie, guardaron un minuto de silencio por los recientes asesinatos de miembros de la familia Reyes Salazar.

Concluyeron el mitin con una consigna: No más sangre, fuera Calderón.

Los cables sobre México en WikiLeaks

Sitio especial de La Jornada sobre WikiLeaks