Política
Ver día anteriorDomingo 9 de octubre de 2011Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Opinan que las acciones conjuntas intensifican la violencia

ONG dudan de operativo en Guerrero; temen más abusos
Fernando Camacho Servín
 
Periódico La Jornada
Domingo 9 de octubre de 2011, p. 13

La llegada de fuerzas federales a Guerrero y Veracruz, en el marco de los operativos conjuntos de seguridad en ambas entidades, no puede ser recibida como buena noticia, ya que se ha comprobado que estas acciones no frenan la violencia, y sí en cambio generan gran cantidad de abusos a las garantías individuales.

Así lo advirtieron activistas de derechos humanos, quienes afirmaron que muchas veces los agentes son cómplices de los grupos del crimen organizado, lo que ocasiona un aumento notable de las ejecuciones extrajudiciales y las desapariciones forzadas.

Santiago Aguirre, del equipo jurídico del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, señaló que dichos operativos han dado pie a 415 quejas ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), de 2006 a la fecha, aunque hay organismos cuyos cálculos hablan de más de 800 denuncias sólo en Guerrero.

En esta entidad, recordó, las fuerzas armadas tienen un largo historial de abusos contra la población civil, que abarcan desde el caso de Rosendo Radilla, desaparecido por militares en 1974, hasta los de Inés Fernández y Valentina Rosendo, violadas y torturadas por soldados en 2002, entre otros muchos agravios recientes.

“En Guerrero la situación es muy compleja, y pretender que el Estado mexicano libra una guerra contra un enemigo claramente definido es falso. Algunas estructuras gubernamentales actúan en connivencia con los criminales, y en ese sentido hay mucha información de que los operativos conjuntos aumentan la violencia en vez de detenerla”, indicó.

Manuel Olivares, miembro de la Red Guerrerense de Organismos Civiles de Derechos Humanos, aseveró, por su parte, que, tomando en cuenta lo ocurrido en Veracruz –donde han encontrado más de 60 cuerpos en las semanas recientes, a pesar de los patrullajes militares–, no hay motivos para pensar que en su estado las acciones del Ejército y la Marina vayan a dar buenos resultados.

“Lo vemos con mucha preocupación, porque este tipo de operativos causan más violaciones a los derechos humanos, y el hecho de que anuncien que vienen con todo, nos da a entender que puede haber allanamientos de morada y asesinatos de civiles inocentes. Ahora no sólo tendremos que cuidarnos de los delincuentes, sino también de los soldados”, alertó.