Economía
Ver día anteriorDomingo 15 de enero de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Excluirá las bebidas elaboradas con otras especies de la planta

Distorsionará mercado regular el vocablo agave: Cofemer
Foto
Productores también resultarán severamente afectadosFoto La Jornada
Susana González G.
 
Periódico La Jornada
Domingo 15 de enero de 2012, p. 27

A cargo del análisis del anteproyecto que pretende regular el vocablo agave como marca registrada para uso exclusivo de tequila, mezcal y bacanora, la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer) dictaminó que aprobar éste como fue diseñado generará ventajas competitivas para las empresas que cuentan con denominación de origen de esas bebidas, pero excluirá del mercado las de tipo genérico, que son elaboradas con distintas especies de agaváceas.

Además provocará distorsión en el mercado, serios problemas de competencia y regulación excesiva, argumentos que el organismo retomó de productores, investigadores y otras autoridades, como la Comisión Federal de Competencia (CFC) y legisladores federales que se oponen a la medida.

La propuesta afectaría considerablemente el mercado de las bebidas genéricas, es decir, las que son elaboradas con agave sin contar con denominación de origen y cuyo mercado es legítimo, cuando lo que se debe combatir únicamente son las bebidas simuladas, las que ostentan estar elaboradas con agave sin serlo, aseveró.

La Cofemer determinó también que el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI), responsable de la iniciativa, elaborada a petición y con el respaldo de las grandes empresas tequileras, tome en cuenta a otros grupos que resultarán seriamente afectados con la medida, particularmente los productores de bebidas que también utilizan el agave y los agricultores de las distintas especies de la planta, o de lo contrario explique por qué no considera sus opiniones.

Todo ello está contenido en el dictamen preliminar (total, no final) que el organismo regulador emitió sobre la pretensión del IMPI de registrar la palabra agave como marca propiedad del Estado para uso exclusivo del tequila, mezcal y bacanora, cuya consulta, iniciada hace tres meses, continuará hasta que el instituto responda a las observaciones que le mandó.

El IMPI basó su anteproyecto en denuncias de la Cámara Nacional de la Industria Tequilera (CNIT) sobre la competencia desleal que enfrenta por la comercialización de múltiples productos denominados licores o destilados de agave que no cumplen las denominaciones de origen tequila, mezcal y bacanora, generan confusión en los consumidores, distorsionan el mercado y buscan aprovecharse del prestigio de otras bebidas poniendo en riesgo su reputación, según el documento que envió a la Cofemer el 17 de octubre de 2011.

Con los mismos argumentos del IMPI, la iniciativa ha sido respaldado por representantes del CNIT, el Consejo Sonorense Promotor de la Regulación del Bacanora, el Consejo Mexicano Regulador de la Calidad del Mezcal, el Consejo Mexicano del Agave, el Sistema Producto Agave y grandes empresas, entre ellas Casa Cuervo, Tequila Sauza y Tequila Don Julio.

La Cofemer reconoció la problemática detectada por el IMPI, pero agregó: Llama la atención que haya optado por consultar únicamente a esos actores (CNIT y los consejos reguladores) para la elaboración del anteproyecto.

El IMPI aclaró que se podrá utilizar el término agavácea en la descripción de la materia prima utilizada para otros productos, pero se erige como el único legitimado para ejercer los derechos sobre la marca agave. Sin embargo, productores, empresarios, legisladores, investigadores y la misma CFC advirtieron que agave designa a una familia de más de 200 plantas y esas industrias sólo utilizan unas cuantas especies, por lo que se bloquearían y discriminarían otras bebidas, como el pulque, el sotol u otras nuevas en perjuicio de sus productores y consumidores.

Así, la Cofemer advirtió que se generarían serios problemas de competencia para las bebidas genéricas, por lo que dicha declaratoria pudiera no ser el mejor mecanismo para resolver la problemática. Además, al obligar a los productores de éstas a cumplir medidas más estrictas se corre el reisgo de generar una regulación excesiva para ellos y se estarían otorgando ventajas competitivas para los productores de bebidas con denominación de origen.

Añadir un comentario