Política
Ver día anteriorJueves 18 de abril de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Maestros, alumnos, padres de familia, normalistas y académicos, entre quienes lo solicitaron

Hubo al menos 600 mil peticiones de amparo contra la reforma educativa, dicen en el CJF

Todas las demandas obtuvieron suspensión provisional que protege derechos de profesores

Alfredo Méndez
 
Periódico La Jornada
Jueves 18 de abril de 2013, p. 18

El Poder Judicial Federal recibió al menos 600 mil peticiones de amparo de maestros, alumnos, padres de familia, normalistas, académicos, investigadores y otros quejosos que se inconformaron con la reforma educativa del presidente Enrique Peña Nieto, revelaron fuentes del Consejo de la Judicatura Federal (CJF).

Las cifras definitivas se tendrán en los próximos días, una vez que concluya el conteo final de las demandas –colectivas e individuales– presentadas durante los 30 días que tuvieron los maestros para buscar el amparo.

A decir de las fuentes consultadas, los conteos preliminares refieren que docentes de todo el país interpusieron 820 solicitudes colectivas, que agrupan a maestros de Oaxaca, Michoacán, Tlaxcala, Jalisco, Sinaloa y Baja California, entre otras entidades.

En sus demandas de amparo, los quejosos pidieron al Poder Judicial Federal que determine si la reforma educativa viola sus derechos laborales.

Hasta el momento, todos los amparos solicitados contra la reforma educativa obtuvieron una suspensión provisional que protege a los profesores para que, en caso de que no aprueben las evaluaciones a que obliga la ley, no sean afectados en su salario ni en su responsabilidad de maestros, en tanto no se resuelva de fondo si la modificación a la ley afecta sus derechos laborales.

Consulta de resultados en Internet

De acuerdo con el procedimiento establecido por el CJF, una vez que las demandas de amparo contra la reforma educativa son interpuestas, son remitidas a los juzgados tercero, sexto y séptimo del centro auxiliar de la segunda región, con sede en Cholula, Puebla, los cuales serán los responsables de dar respuesta a las demandas de los docentes.

Los maestros quejosos no tendrán que desplazarse hasta las instalaciones de esos juzgados, ya que pueden revisar por Internet los avances de sus juicios de amparo, mediante la página electrónica de Consejo de la Judicatura Federal.