Política
Ver día anteriorLunes 1º de julio de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Urge crear conciencia sobre filtraciones

Encomian la labor de difusión de Wikileaks
Emir Olivares Alonso
 
Periódico La Jornada
Lunes 1º de julio de 2013, p. 17

Sólo con la solidaridad y la movilización internacional se podrá detener la persecución encabezada por el gobierno de Estados Unidos contra personajes que han revelado información clasificada, como Julian Assange, fundador de Wikileaks; el soldado Bradley Manning, y el ex consultor de servicios de inteligencia estadunidense Edward Snowden.

Durante un acto en solidaridad con Wikileaks organizado por las Redes Universitarias (que agrupa a estudiantes de diversas instituciones de educación superior), el columnista de La Jornada Pedro Miguel aseveró que la labor de estos personajes ha sido fundamental para conocer la manera de actuar del gobierno estadunidense.

Sobre las acciones de Wikileaks y su relación con este diario, añadió que no basta con la difusión de esos datos, sino que es necesario generar mayor conciencia entre la ciudadanía para transformar la realidad actual.

Lamentó que no pasó nada aun cuando La Jornada dio a conocer en 2011 cables obtenidos por Wikileaks que acreditaban la relación entre el entonces gobernador del estado de México Enrique Peña Nieto con medios de comunicación, en particular televisoras, a las que se pagaba para que presentaran una imagen favorable del hoy titular del Ejecutivo, información retomada por el diario británico The Guardian justo durante el proceso electoral del año pasado. También difundió la actuación en nuestro país de la administración de Estados Unidos mediante su sede diplomática, con las participaciones en 2006 del ex embajador Anthony Garza para que Felipe Calderón pudiera asumir la presidencia en un proceso electoral cuestionado y de la diplomacia de ese país para que el Ejército saliera de Ciudad Juárez en medio de la guerra contra el narco del anterior gobierno federal.

No basta con desnudar al poder, y esta sociedad vio cómo el régimen exhibió su miseria (...) No bastó con que la gente conociera la verdad. No pasó nada con esa información, sólo renunció el embajador estadunidense Carlos Pascual (en marzo de 2011). Pero en México nadie fue sometido a juicio ni investigado.

Consideró que debe regularse y limitar el poder de los medios, la mayoría en manos de la clase empresarial, los cuales son el factor principal de desinformación, son los primeros en ejercer censura porque tienen intereses políticos.

Enlaces:

Los cables sobre México en WikiLeaks

Sitio especial de La Jornada sobre WikiLeaks