Mundo
Ver día anteriorDomingo 24 de julio de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

El portal difunde emails de funcionarios del comité demócrata; advierten que peligra la unidad

Cúpula partidaria buscaba descarrilar campaña de Bernie Sanders: Wikileaks
Foto
La virtual candidata demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, y su compañero de fórmula, Tim Kaine, realizaron ayer una gira poselitista por Florida. Es la primera aparición pública juntos, luego de que el viernes pasado se dio a conocer la postulación del ex gobernador de VirginiaFoto Afp
Ap
 
Periódico La Jornada
Domingo 24 de julio de 2016, p. 17

Washington.

Una filtración del portal Wikileaks, de más de 19 mil emails de funcionarios del Comité Nacional Demócrata (CND), revela la hostilidad que dicho órgano siente por el senador Bernie Sanders, ex rival de la virtual candidata presidencial Hillary Clinton.

El legislador mantuvo su campaña y brindó apoyo a su contrincante hasta este mes, después de lograr un impresionante respaldo para su partido con una agenda socialista democrática, que atrajo a jóvenes electores. Varios correos electrónicos son del CND burlándose de Sanders y sus seguidores. Cuestionan su posible ateísmo y planean cómo perjudicarlo.

En su página, Wikileaks reveló que los emails provienen de cuentas de Internet de siete figuras claves del comité. Anunció que se trata de la primera parte de una nueva serie de filtraciones, a las que llamó Hillary leaks.

Entre los funcionarios que atacan a Sanders está Luis Miranda, director de Comunicaciones; el director nacional de Finanzas, Jordon Kaplan, y el director de Finanzas de Personal, Scott Comer, entre otras figuras clave del CND y miembros de los medios de comunicación, así como funcionarios de la Casa Blanca involucrados en la campaña de Clinton.

Los correos cubren el periodo entre enero de 2015 y mayo de 2016.

Los emails incluyen picantes denuncias de Sanders y su organización antes y después de que el CND prohibiera brevemente el acceso del equipo de campaña del legislador a la lista de votantes del Partido Demócrata en diciembre de 2015, cuando la organización acusó al precandidato de querer apropiarse ilegalmente de información reunida por el grupo de Clinton.

La campaña de Sanders demandó al CND, pero el partido alcanzó un acuerdo con el senador por Vermont y la denuncia fue retirada en abril.

Correos de mayo pasado entre Miranda y su adjunto, Mark Paustenbach, cuestionan los métodos para provocar dudas en torno a la campaña de Sanders.

Me pregunto si hay una buena narrativa para una historia, decir que la campaña de Bernie es un desorden, escribió Paustenbach. Miranda deshechó la idea: Es verdad, pero la presidencia ya fue advertida de no inmiscuirse, así que tendremos que dejarlo en paz.

El mismo mes, en otro correo a integrantes del CND, un funcionario identificado como Marshall cuestionó si Bernie Sanders creía en Dios.

Creo haber leído que es ateo. Esto podría hacer muchos puntos de diferencia con mi gente, comentó uno de los funcionarios.

Jeff Weaver, ex jefe de campaña de Sanders, afirmó este sábado que los correos muestran lo que muchos ya sabíamos desde hace tiempo: había gente en el CND que activamente ayudaba a Clinton y trataba de perjudicar.

Añadió que altos funcionarios del CND atacaron a Sanders por su religión y contaron historias negativas con líderes religiosos de varios estados.

Weaver agregó que esas filtraciones harán más difícil lograr la unidad de los demócratas cuando los partidarios de Sanders se mezclen con los de Clinton en la convención de Filadelfia de la semana próxima.

Sitio especial de La Jornada sobre WikiLeaks