Estados
Ver día anteriorMartes 30 de agosto de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Denuncian uso excesivo del agroquímico en cultivos ilegales de soya transgénica

Encuentran glifosato en manto freático, agua embotellada y orina de habitantes de Hopelchén
Lorenzo Chim
Corresponsal
Periódico La Jornada
Martes 30 de agosto de 2016, p. 28

Campeche, Camp.

Estudios del Centro de Ecología, Pesquerías y Oceanografía del Golfo de México (Epomex) de la Universidad Autónoma de Campeche confirmaron la presencia de glifosato en el manto freático y en la orina de habitantes del municipio de Hopelchén, por el uso indiscriminado de ese agroquímico en cultivos transgénicos de soya y otros productos.

El investigador Jaime Rendón Von Osten, de Epomex, presentó la investigación Residuos de glifosato en muestras de agua y orina de habitantes de la zona de Hopelchén, Campeche, realizada en las comunidades Ich Ek, Suc Tuc, San Juan Bautista Sacabchén y Crucero San Luis, donde productores menonitas han usado durante años ese herbicida, considerado por la Organización Mundial de la Salud posible cancerígeno.

El estudio, realizado a petición del Programa de Manejo de Riesgos del Programa de la Organización de Naciones Unidas para el Desarrollo, revela que incluso en el agua purificada de diversas marcas comerciales a la venta en Hopelchén hay glifosato en proporciones 10 veces mayores a la permitida en la Unión Europea.

Se tomaron 20 muestras de orina de habitantes de Ich Ek y Suc Tuc. En la primera comunidad cuatro fueron positivas (tres de mujeres); en Suc Tuc tres muestras de varones presentaron residuos de glifosato.

Entre septiembre de 2015 y julio de 2016 se recolectaron muestras de agua de pozos de absorción, pozos de abastecimiento, de aguadas y de garrafones de plantas purificadoras en las localidades de Ich Ek, San Juan Bautista Sacabchén, Pakchén, Francisco J. Mújica, Cancabchén, Bolonchén y Suc Tuc. En todos esos poblados se encontraron muestras de glifosato.

El investigador aseguró que entre 1987 y 2007 se usaron en la región casi 2 mil toneladas del herbicida, y que durante 2016 se han empleado 13 mil 500 toneladas, lo que constituye una amenaza para la salud.

Representantes de comunidades mayas de Hopelchén exigieron que se detenga la contaminación de los mantos freáticos y los daños a la salud y la apicultura por el uso excesivo de agroquímicos. Asimismo, demandaron al Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) que realice estudios sobre el glisofato o de lo contrario no participarán en la consulta del 15 de octubre sobre la siembra de soya.

Miembros del Colectivo Apícola Los Chenes y comisarios ejidales de San Juan Bautista Sacabchén, Suc Tuc, Chunchintok, Dzibalchén y Xmabén pidieron a las autoridades asumir su responsabilidad. Sostuvieron que pese a la sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación de suspender en Campeche la siembra de soya transgénica, ésta se cultiva en más de 100 hectáreas de campos menonitas.

El abogado Orvelín Montiel, del Colectivo de Derechos Humanos Indignación, señaló que junto con Greenpeace México han interpuesto denuncias ante la Procuraduría General de la República para que se investigue la siembra ilegal de soya transgénica en el municipio de Hopelchén.