Directora General: CARMEN LIRA SAADE
Director Fundador: CARLOS PAYAN VELVER  
Domingo 16 de julio de 2006 Num: 593


Portada
Presentación
Bazar de asombros
La feria: Zapotlán en vivo
MARCO ANTONIO CAMPOS
"¡Maten a Borges!"
JOAQUÍN MAROF
Carta desde Río de Janeiro
ANDRÉS ORDÓŃEZ
Leer Madame Bovary 150 años después
ADRÍAN MEDINA LIBERTY
La cita
LEANDRO ARELLANO
Abecedario del Mundial
RICARDO BADA
Bazar
ALEYDA AGUIRRE
Lo que el viento a Juárez
Mentiras transparentes
FELIPE GARRIDO

Columnas:
A Lápiz
ENRIQUE LÓPEZ AGUILAR

Las Rayas de la Cebra
VERÓNICA MURGUIA

Mujeres Insumisas
ANGÉLICA ABELLEYRA

Cinexcusas
LUIS TOVAR

Teatro
NOÉ MORALES MUÑOZ


Directorio
Núm. anteriores
jsemanal@jornada.com.mx

 

MENTIRAS TRANSPARENTES

Felipe Garrido

SOLYMAR

Decían que el Gran Espíritu envió a sus hijos con un costal, una gallina y un iguana. Cayeron en la Palma Primordial, que era todo lo que había. Primero hizo unos cortes en el tronco, recogió la savia y descubrió la tuba, el vino de palma. Allí se quedó dormido. Segundo abrió el costal y vio que tenía tierra y arena. Esparció la arena sobre las aguas y el iguana empezó a caminar con cuidado, hasta que vio que la arena aguantaba su hermoso cuerpo verde. Enseguida el muchacho vació la tierra y la gallina empezó a escarbar y a sacar lombrices. Para premiar su diligencia, el Gran Espíritu envió a Solymar: ojos negros, talle ondulante como la Palma. Llevaba unos granos de maíz para comer, unos granos de cacao para comerciar, y tres barras de hierro para hacer cuchillos, machetes y azadones. Segundo y Solymar debían engendrar a los hombres, pero Segundo estaba siempre trabajando y Solymar sedujo al iguana. Por eso los hombres no somos perfectos.