Estados
Ver día anteriorSábado 13 de julio de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Se atenderá exhorto de la CEDH en favor de comunidades: funcionario

Inspeccionan presa en Colima por denuncia de desastre ecológico y riesgo de derrumbe
Foto
La presa de jales El Arrayanal, en Colima, propiedad del consorcio minero Benito Juárez Peña Colorada, deberá invertir en la elevación de la cortina de seguridad de para evitar riesgos de derrumbeFoto Foto Juan Carlos Flores
Juan Carlos Flores
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 13 de julio de 2013, p. 31

Colima, Col., 12 de julio.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), iniciaron investigaciones en la presa de jales El Arrayanal, del consorcio minero Benito Juárez Peña Colorada, ante la denuncia de un posible derrumbe y la contaminación que provoca.

La indagatoria se desprende de un exhorto hecho por la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), para aplicar medidas de protección a las comunidades asentadas en la zona, como Paticajo, El Arrayanal y La Playita, municipio de Minatitlán.

Las autoridades federales recorrieron la zona, junto con el titular de la CEDH, Roberto Chapula de la Mora y comenzaron las investigaciones, pues dos poblaciones El Arrayanal y Paticajo, enfrentan riesgo de ser sepultadas ante un posible derrumbe de la presa en temporada de lluvias.

La presa de jales es un depósito de desechos sólidos altamente contaminantes que se generan al procesar minerales. La empresa indo-italo-argentina Benito Juárez-Peña Colorada se dedica a la extracción de hierro.

El delegado estatal de la Semarnat, José Ernesto Pasarín Tapia, informó que atenderán el exhorto de la CEDH contra Peña Colorada, así como por las probables violaciones de derechos humanos debido a la contaminación ambiental causada por la operación de la minera.

La denuncia fue impulsada por la organización ambientalista Bios Iguana, la cual documentó que las presas de jales que opera la trasnacional están en peligro de derrumbarse, sobre todo en esta época de lluvias. Además contaminan el suelo, aire, bosques, flora y fauna.

Un estudio elaborado por Bios Iguana precisa que la presa afecta a más de 300 mil árboles de varias especies, 195 variedades de animales (37 endémicas y 37 en peligro de extinción), dos asentamientos humanos y el río Marabasco, debido a los desechos.

Entre las medidas aplicadas por la Semarnat y la Profepa están recorrer la zona donde se ubica la presa El Arrayanal, observar el proceso de separación de minerales y ordenar estudios de la calidad del agua en los escurrimientos cercanos a las presas de jales para determinar si hay contaminación.

Añadir un comentario